Cómo mantener las herramientas y maquinaria del huerto

Cómo mantener las herramientas y maquinaria del huerto
¿De qué te hablamos en esta ficha?
Ficha escrita por:
Ester, hortelana autodidacta

Ester, hortelana autodidacta

62 fichas consejo
Todas las herramientas necesitan un mantenimiento mínimo, y las del huerto no son una excepción. Con unos pocos cuidados alargarán su vida útil, conservaremos su eficiencia, y estarán listas para su uso siempre que las necesitemos.

Características importantes

  • Limpieza
  • Almacenaje
  • Engrasado
  • Desinfección

Mantenimiento de herramientas de mano y aperos de labranza


Azada y horcaLas herramientas con las que trabajamos la tierra deben limpiarse después de cada uso. Guardarlas con restos de tierra o barro hace que pierdan su filo y aumenta las probabilidades de oxidación.

Para eliminar la tierra, basta con rascarlas contra otra herramienta, frotarlas con un estropajo, un cepillo, o lavarlas con agua. Es importante dejar que sequen bien antes de guardarlas para evitar que se oxiden. Y si sabemos que vamos a tardar bastante tiempo en volver a utilizarlas, podemos aplicar una capa de aceite que las protegerá.

Los mangos de madera necesitan hidratación para evitar que se rompan o se astillen con el paso del tiempo. Para ello utilizaremos un trapo y aceite de linaza, extendiéndolo sobre toda la madera de manera uniforme. Es conveniente aplicar tantas capas como pueda absorber la madera, para saturarla al máximo. 

El peor enemigo de las herramientas con mangos de plástico, silicona o resina es el sol. Evita dejarlos a la intemperie para que no se vuelva frágil y acabe por resquebrajarse.

El mejor lugar para guardar las herramientas es a cubierto, ya sea en un garaje, una caseta o un cobertizo de jardín. Si el espacio lo permite, cuélgalas para mantenerlas ordenadas y accesibles. Las encontrarás rápidamente y además es mucho más seguro.

La mayoría tienen puntas o filos afilados, que pueden ocasionar lesiones importantes si las mantenemos apoyadas en el suelo.


Oxi no pasivador

Si el mantenimiento fue insuficiente, es posible que el temido óxido haga su aparición. Puedes eliminarlo frotando con una lija de grano fino o utilizando un producto específico. Un método casero bastante eficaz es limpiarlas con bicarbonato. Basta con preparar una mezcla espesa de bicarbonato y agua, aplicarlo sobre la herramienta y dejarlo actuar unos minutos. Frota a continuación y engrasa la herramienta si no la necesitas inmediatamente.

producto específico">
Ver el catálogo de ManoMano
producto específico

Mantenimiento de herramientas de corte y poda


Tijera de podaTodas las herramientas de corte necesitan tres cuidados mínimos para su correcto mantenimiento: limpieza, desinfección y afilado.

Eliminaremos cualquier resto vegetal, y procederemos a desinfectarlas antes de guardarlas. Si hemos podado una planta enferma podemos propagar el problema a otras plantas si la usamos sin limpiar.

Para ello podemos utilizar un pulverizador de mano lleno de alcohol. Lo aplicaremos sobre un paño limpio o directamente sobre la herramienta, frotándola y dejándola secar bien. También podemos utilizar lejía, rebajándola con agua y sumergiendo en ella las herramientas. A continuación las lavaremos con agua y jabón, para acabar secándolas bien.

Los restos de resina pueden eliminarse con un algodón humedecido en alcohol de quemar. Para herramientas con cadena (como por ejemplo un cortasetos), podemos utilizar un spray disolvente de resina. Limpia el polvo de la máquina y aplica el spray. Déjalo actuar y retira la resina con un trapo. Observarás una mejoría notable en su funcionamiento, ya que este tipo de productos también llevan lubricante.


Afilador para cadenasUna herramienta bien afilada es más eficiente y segura. Las tijeras se pueden afilar con una botella de cristal, pasando los filos alrededor del cuello varias veces, como si lo quisiéramos cortar. También puedes utilizar un afilador de carburo de tungsteno, pasándolo a lo largo del filo dos o tres veces, sin hacer mucha presión. Aplica un poco de aceite al filo antes de empezar el afilado: el resultado te sorprenderá.

Si la herramienta es mecánica o utiliza algún tipo de cadena, revisa el manual de instrucciones. La mayoría precisa un afilado muy concreto y una herramienta específica para ello. Recuerda que la mayoría de marcas ofrecen recambios o disponen de un servicio de mantenimiento post-venta.

herramienta específica para ello">
Ver el catálogo de ManoMano
herramienta específica para ello

Limpieza y conservación de pulverizadores y sulfatadoras


PulverizadorEs muy importante limpiar bien los pulverizadores después de cada uso. No solo para alargar su vida útil, sino para evitar que se mezclen restos de fitosanitarios en su interior.

Para limpiar bien un pulverizador manual o uno de presión previa, debemos asegurarnos de eliminar completamente los restos del producto que hemos aplicado. Lo enjuagaremos con agua abundante y lo llenaremos otra vez con agua limpia. 

Accionaremos el mecanismo de presión previa y pulverizaremos una buena cantidad de agua a través del difusor. De este modo eliminaremos cualquier residuo que pudiera obturar el pulverizador y/o el mecanismo al secarse.

Lo dejaremos boca abajo hasta que se seque completamente antes de guardarlo.

pulverizador manual o uno de presión previa">
Ver el catálogo de ManoMano
pulverizador manual o uno de presión previa

Mantenimiento de herramientas con motor


Motocultor de gasolina

Cualquier tipo de herramienta con motor debe limpiarse bien después de cada uso, eliminando restos de poda o de tierra de la carcasa, las cuchillas o las ruedas si las tiene.

Antes de guardarlas durante un largo período de tiempo, es recomendable:

  • Verificar el estado de cuchillas, cadenas y fresas. Si las afilamos o las cambiamos antes de guardar la herramienta, nos aseguraremos de que estará a punto cuando volvamos a necesitarla.
  • Eliminar cualquier resto de resina de las cuchillas con un disolvente de resina.
  • Las carcasas y partes plásticas pueden limpiarse con agua, jabón y un chorro de lejía. Deja que se seque bien antes de guardar la herramienta.
  • Lubricar o engrasar las uniones, pernos, engranajes, tuercas o cualquier parte de la herramienta que pueda necesitarlo.
  • Comprobar los niveles de aceite y gasolina, limpiar bujías, filtros o cambiarlos.
  • Asegurarse de que los tapones de los depósitos de aceite y/o combustible están bien cerrados.
  • Si se trata de una herramienta eléctrica, enrollar el cable correctamente o sujetarlo con bridas.
  • Cubrir las herramientas con una lona para evitar que coja polvo.

Recomendamos revisar el manual de instrucciones de cualquier herramienta para seguir los consejos de mantenimiento recomendados por el fabricante. También podemos contactar con el servicio técnico oficial para una puesta a punto completa de nuestra máquina.

Ver el catálogo de ManoMano
herramienta con motor

Saber más sobre herramientas y maquinaria del huerto

Cómo elegir las herramientas para trabajar la tierraCómo elegir mangos para las herramientas de jardineríaCómo elegir un motocultorCómo elegir una motoazadaCómo elegir una lona de protecciónCómo limpiar un pulverizador

Ficha escrita por:

Ester, hortelana autodidacta 62 fichas consejo écrits

Ester, hortelana autodidacta
Autora de PicaronaBlog. Hortelana autodidacta, imparto talleres de huerto urbano, colaboro en medios especializados y en 2014 publiqué mi primer manual de iniciación: "Hortelanos de ciudad".

Productos relacionados con esta ficha consejo