Cómo instalar un estanque de jardín

Cómo instalar un estanque de jardín

Alberto, responsable de servicio de jardinería, Toledo

Ficha escrita por:

Alberto, responsable de servicio de jardinería, Toledo

46 fichas consejo

Un estanque con su entorno, tan particular, es un lugar privilegiado del jardín. Si deseas lanzarte a instalar tu propio estanque, te indicamos paso a paso las fases del proceso para culminarlo con éxito.

Características importantes

  • Preparación de la obra
  • Planificación del espacio
  • Excavación del hoyo
  • Colocación y rellenado del estanque
  • Llenado con agua y acabado
Elige tu estanque de jardín

Por qué instalar un estanque de jardín


Por qué instalar un estanque de jardín

Un estanque es una ventaja para tu jardín: las plantas acuáticas, las piedras, la decoración, los peces, la melodía del agua en movimiento... Todo este conjunto crea un ambiente relajante, un entorno agradable. ¿Lo habías pensado? ¿Tienes dudas? No pasa nada, te ayudamos a dar el paso.

Conocimientos técnicos para su instalación

La instalación de un estanque de jardín es relativamente sencilla de realizar. No obstante, es indispensable tener una buena forma física, ya que cavar en la tierra es una tarea bastante penosa si no se tiene la costumbre o la capacidad física necesaria. Por otra parte, esta operación conviene hacerla entre dos personas. Si reúnes estas condiciones, añade un poco de paciencia, mucho entusiasmo, y ya lo tienes hecho.

Tiempo de ejecución

Aproximadamente 4 horas.

Número de personas

2 personas.

Fases de realización

  1. Preparación del lugar de trabajo.
  2. Planificación del espacio.
  3. Excavación del hoyo para el estanque.
  4. Colocación y rellenado del estanque.
  5. Llenado con agua y acabados.

Herramientas y material auxiliar


Carretilla
Ver el catálogo de ManoMano
Metro o flexómetro

Instalación del estanque de jardín

Montar un estanque en el jardín no es tan difícil como imaginas. Tan solo debes seguir el proceso, paso a paso:

1. Preparación del lugar de trabajo


Lugar de trabajo

Elige cuidadosamente la ubicación del estanque. En la medida de lo posible, evita los terrenos pedregosos o demasiado expuestos al sol. Escoge una zona plana con una tierra fácil de trabajar: no olvides que será necesario excavar hasta alcanzar una cierta profundidad.

2. Planificación del espacio

Una vez elegida la ubicación, coloca tu estanque. Usando un spray de marcaje, dibuja el contorno y marca su zona más profunda, el foso.

Marca los extremos con estacas de madera, para ayudarte a delimitar la zona a escavar.

3. Excavación del hoyo del estanque


Excavación del estanque

Comienza por excavar la zona más profunda del foso, procurando medir adecuadamente la profundidad del hoyo, ya que deberá corresponder a la del estanque. Seguidamente cava tomando como referencia el contorno del estanque hasta completar el hueco.

Para facilitar el drenaje de agua de lluvia o riego bajo el estanque, distribuye arena en el fondo del hoyo, sobre la tierra del terreno.

Asegúrate de que el hoyo tiene la misma profundidad que el estanque en toda su superficie. Para hacer esto, coloca el nivel de burbuja por encima del hueco y con una cinta métrica mide la distancia entre el fondo y la superficie del hueco excavado.

Corrige las diferencias que puedas haber encontrado: si la profundidad del hoyo es menor que la del estanque, excava un poco más; si es mayor, añade una capa de arena antes de realizar una nueva comprobación.

Hay que decir que si el nivel de burbuja es corto, puedes colocarlo sobre la regla de albañil para cubrir toda la longitud del espacio excavado.

4. Colocación y rellenado del estanque


Colocación y rellenado del estanque

Coloca el estanque prefabricado en el hoyo y comprueba la nivelación. Utiliza también arena para rellenar el espacio entre la tierra excavada y el estanque y para ayudarte a nivelarlo, Debe quedar perfectamente horizontal.

Seguidamente, vierte agua hasta la mitad de su capacidad y también por fuera, a su alrededor, para que asiente bien la tierra alrededor y compactarla. Rellena los posibles huecos que puedan aparecer y comprueba nuevamente si está nivelado. A continuación, procede al rellenado.

Una vez rellenado el estanque, comprueba que está bien rellenado su alrededor de tierra. Si dispones de una cascada, procede a instalarla. Asegúrate (usando un nivel de burbuja) que esté bien horizontal.

5. Llenado con agua y acabados


Llenado de estanque

Cuando hayas instalado tu estanque prefabricado, llénalo de agua. Instala tu bomba para estanque y el circuito correspondiente. Asegúrate de que la bomba es compatible con la altura de la cascada si has colocado una.

Según el modelo de la bomba, podrás instalar un surtidor o bien añadir bocas de agua adicionales. Antes de nada, lee atentamente la ficha técnica y sigue las recomendaciones del fabricante.

Después podrás instalar el sustrato para estanques en los bordes de éste, las piedras, la iluminación para estanques, las plantas acuáticas, la decoración y (por qué no) algunos peces. Con eso pondrás la guinda a tu proyecto.

Ya solamente deberás esperar a que la naturaleza tome la iniciativa. En poco tiempo, el aspecto de tu estanque será más natural y se integrará perfectamente con su entorno.

Ver el catálogo de ManoMano
Iluminación para estanques
Elige tu estanque de jardín

Ficha escrita por:

Alberto, responsable de servicio de jardinería, Toledo, 46 fichas consejo

Alberto, responsable de servicio de jardinería, Toledo

Dirijo desde hace varios años un servicio de jardinería y cuento con una clientela formada por particulares y empresas. Tengo a mi cargo un equipo de jardineros y me ocupo de la creación y mantenimiento de espacios verdes. Además de eso, aporto mi experiencia y conocimientos a mis clientes en lo que se refiere a mantenimiento y mejoras de los jardines. En este sentido, poseo una formación comercial, habiendo desempeñado diversas funciones en hostelería al inicio de mi carrera profesional. Posteriormente orienté mi carrera hacia la ordenación paisajística, en el seno de una colectividad territorial, dónde adquirí sólidos conocimientos técnicos gracias a la formación interna y a las labores de seguimiento desempeñadas en importantes obras en un municipio sometido a numerosos cambios. En el plano personal, tengo que señalar que estoy orientado hacia el arte de la jardinería. En este sentido, he creado y diseñado con mi esposa un jardín que cuido con esmero, al igual que una preciosa huerta.  ¡Y no nos olvidemos del bricolaje, también se me da bastante bien! Porque para trabajar en el jardín, también hay que saber hacer algo de bricolaje: pérgolas, cabañas, suelos empedrados, vallas y muchas más cosas... ¡Siempre hay trabajo en un jardín!   Después de haber trabajado con dedicación, mi esposa y yo solemos estar muy orgullosos del resultado obtenido y encantados de poder disfrutar de un entorno agradable y acogedor. Así que nada más sencillo para nosotros que daros consejos sobre el mantenimiento y la mejora de vuestros jardines o la elección de herramientas para trabajar. Estamos a vuestra disposición.

Productos relacionados con esta ficha consejo