Cómo elegir una pulidora

Cómo elegir una pulidora

Sebastián, Manitas autodidacta

Ficha escrita por:

Sebastián, Manitas autodidacta

203 fichas consejo

Utilizadas principalmente con carrocerías de automóviles, las pulidoras enceran y pulen, gracias a su disco con una almohadilla o con lana. Lo ideal es comenzar con un modelo circular y después pasar a uno orbital. Aprende a cuidar la pintura de tu coche con nuestros consejos.

Características importantes

    Elige tu pulidora

    Tipos de pulidoras


    Utilizada para pulir superficies como las carrocerías o incluso el mármol, hoy en día la pulidora está principalmente reservada a los carroceros y a los apasionados de los automóviles.

    Pulidora circular

    La pulidora circular, también llamada pulidora rotativa, encera y pule gracias a un movimiento circular sencillo producido por la rotación de su plato a gran velocidad.
    Con un aspecto similar al de una amoladora, la pulidora circular tiene una gran potencia y por ese motivo conviene utilizarla con precaución para no dañar la pintura. Su uso puede complementarse con el de una pulidora orbital.

    Pulidora orbital o rotorbital

    La pulidora orbital es menos potente y resulta más adecuada para acabados o para pinturas que no necesitan un encerado o pulido a fondo (una pintura en buen estado, poco deslucida). Este aparato encera y pule gracias a una maniobra orbital, que combina dos movimientos, ya que el eje de rotación está descentrado con respecto al eje de revolución (desplazamiento trazando una órbita). Es la pulidora ideal para aplicar abrillantador.

    Ver el catálogo de ManoMano
    Pulidora

    Criterios para elegir una pulidora circular


    Las pulidoras rotativas se diferencian entre sí por:

    • la potencia de su motor, que oscila entre los 1100 y los 1600 vatios (W);
    • su velocidad de rotación, que a su vez depende de la potencia de la pulidora y que oscila entre 600 y 4000 rpm;
    • el diámetro de los discos, que puede ser de 150, 180 o 230 mm. La mayoría de los modelos están equipados con un disco de 180 mm;
    • el peso, que puede ser un criterio determinante, sobre todo si se usa la máquina de manera prolongada en vertical; habitualmente pesan entre 2 y 3,5 kg;
    • regulador de velocidad, para adaptar el funcionamiento a los distintos tipos de tareas;
    • un puesta en marcha progresiva, para evitar sacudidas al arrancarla.

    Este tipo de herramienta se recalienta al utilizarla. Algunos modelos están equipados con entradas de aire específicas para la refrigeración y con protecciones reforzadas contra el polvo.

    Principales características de las pulidoras orbitales


    Las pulidoras orbitales son más convenientes para los usuarios noveles, entre otras cosas porque resultan más ligeras. Éstas son sus principales características:

    • la potencia varía entre 100 y 600 vatios;
    • el número de rpm, suele oscilar entre 1500 y 6800;
    • el diámetro del disco, va de 150 a 240 mm;
    • presencia de un regulador de velocidad para adaptarse a los distintos tipos de tareas;
    • el peso medio es de 2 kg.

    La pulidora orbital, válida para tratar cualquier tipo de pintura, se utiliza con unos tampones (llamados pads o almohadillas) de espuma. Existen tampones específicos para los distintos productos que se aplican (abrillantador, cera, etc.).

    Ver el catálogo de ManoMano
    Pintura

    Opciones de las pulidoras


    Las pulidoras son herramientas bastante sencillas, cuyos principales criterios de selección son la potencia y la velocidad de giro (revoluciones por minuto). Debes comprobar la presencia de funcionalidades específicas para realizar una elección más eficaz:

    • un interruptor antiarranque evita puestas en marcha inesperadas;
    • si quieres disfrutar de un uso más cómodo, elige un modelo con empuñadura ergonómica;
    • las pulidoras pueden emplear diferentes accesorios, como un plato de lijado, una esponja para bruñir, un cepillo metálico, etc.;
    • escobillas de carbono de fácil acceso;
    • una protección térmica contra las sobrecargas es una interesante opción de seguridad;
    • un modelo con buen aislamiento térmico siempre debe tener prioridad en tu elección;
    • el roscado del cabezal de pulido suele ser de tipo M14;
    • si lo deseas y posees un compresor, puedes optar por una pulidora de aire comprimido;
    • las esponjas, la lana y los discos de abrillantado etc. presentan distintos sistemas de fijación, con velcro o roscados en el plato.
    Ver el catálogo de ManoMano
    Discos de abrillantado

    Saber más sobre otras herramientas para lijado y EPI's

    Elige tu pulidora

    Ficha escrita por:

    Sebastián, Manitas autodidacta, 203 fichas consejo

    Sebastián, Manitas autodidacta

    Mi lema es: aprender es mejor que pedir. Y...¿cuál es la recompensa final? Pues, una cerveza bien fresquita. La curiosidad por las cosas me ha hecho pasar muchas horas haciendo bricolaje, arreglando cosas por casa, construyendo muebles...espero poder ayudaros después de todo lo aprendido.

    Productos relacionados con esta ficha consejo