Servicio al cliente disponible por chat

La mayor selección de productos de bricolaje

Cómo elegir un jacuzzi

Ficha escrita por:
Sebastián, Manitas autodidacta

Sebastián, Manitas autodidacta

198 fichas consejo

Jacuzzi inflable, jacuzzi integrado... Para relajarte y disfrutar de un buen masaje, no hay nada como un jacuzzi. Aromaterapia, cromoterapia, hidroterapia: ¡deléitate con los placeres de los aromas, los colores relajantes de los LED, el agua caliente a 37 °C y el hidromasaje! ¿Deportista? elige un jacuzzi de natación.

Características importantes

  • Con casco, hinchable o integrado
  • Finalidad terapéutica o de relajación
  • Ergonomía y opciones
  • Accesorios relativos a la comodidad
  • Mantenimiento del agua

Elige un jacuzzi acorde a tus necesidades

¿Buscas un jacuzzi con fines terapéuticos?

Elige un jacuzzi con chorros de agua. Su acción en zonas específicas del cuerpo alivia los traumatismos cotidianos y los problemas articulares. Jacuzzi inflable o jacuzzi de instalación fija. De ti depende elegir el espacio al efecto y el presupuesto.

¿No quieres más que un jacuzzi económico para relajarte en la terraza las noches de verano?

Elige un jacuzzi inflable de burbujas. Los sopladores te garantizan sesiones relajantes. La ventaja de los jacuzzis inflables es que tienen un precio atractivo y que, como se desinflan, pueden guardarse al finalizar la temporada.

¿Quieres construir un verdadero spa en casa y disfrutarlo todo el año?

Elige un jacuzzi para instalar o empotrar con tecnología de burbujas y chorros de agua. Añádele cromoterapia, musicoterapia y aromaterapia, además de todos los accesorios de comodidad. Dedica algo de tiempo a seleccionar los masajes secuenciales ofrecidos de acuerdo con tus necesidades.

Proporciones de un jacuzzi

Para no equivocarte al elegir tu jacuzzi, presta atención a varios puntos:

  • El número de personas que pueden usarlo.
  • El tratamiento propuesto: burbujas para relajarse, chorros de agua para masajear.
  • Accesorios como repisas, peldaños de acceso, posavasos, reposacabezas.
  • La disponibilidad de una funda isotérmica para reducir la factura de electricidad y el mantenimiento.
  • Las terapias auxiliares, como la difusión de aromas, colores, música...

 

Orígenes y beneficios del jacuzzi

¿Qué es un jacuzzi?
Qué es un jacuzzi

Un jacuzzi es una cubeta de agua caliente equipada con diferentes boquillas de hidromasaje y burbujeadoresAunque el jacuzzi puede tener un uso deportivo, está principalmente diseñado para la relajación y el bienestar.

Los masajes localizados ofrecen al usuario una verdadera atención terapéutica, que le permite relajar los músculos y las articulaciones. La forma de la cubeta puede ser cuadrada o redonda. Algunos modelos destacan por ofrecer formas ovaladas o rectangulares.

Jacuzzi o bañera de hidromasaje

El jacuzzi se diferencia de la bañera de hidromasaje por su reserva de agua disponible, el número de usuarios, la ergonomía de la cubeta, la calidad de masaje, el mantenimiento de la temperatura del agua y la posibilidad de instalarse en el exterior.

La denominación «jacuzzi» se la debemos a Roy Jacuzzi, miembro de una familia de ingenieros hidráulicos, ¡que tuvo la brillante idea allá por 1968 de integrar una tecnología que mezclaba agua a presión y aire en una bañera!


Beneficios del jacuzzi

Las sesiones de hidromasaje que ofrece el jacuzzi están recomendadas para las personas que padecen dolores articulares o de espalda.

Al combinar bienestar y relajación, el hidromasaje que proporcionan las boquillas ofrece grandes beneficios para el cuerpo y la mente:

  • reduce el estrés y tranquiliza.
  • estimula y tonifica.
  • mejora la circulación sanguínea.
  • elimina toxinas.
  • dilata los poros y alivia los dolores crónicos.
  • alivia las migrañas.
  • descontractura los músculos, etc.

El efecto energizante o relajante de un jacuzzi depende del programa secuencial elegido. Los beneficios del jacuzzi se observan desde las primeras sesiones.

Diferentes tipos de jacuzzis

Con el fin de satisfacer mejor las diferentes configuraciones de vivienda y las necesidades de cada usuario, existen dos tipos de jacuzzi.

Jacuzzi integrado

Beneficios del jacuzzi

El jacuzzi integrado es una instalación fija que requiere hacer obra y dedicarle un espacio exclusivo, ya sea en el interior o en el exterior. El jacuzzi integrado puede ser enterrado o semienterrado. La construcción de la pared exterior depende del gusto del usuario. Algunos jacuzzis integrados cuentan con un sistema de protección antidesbordamiento para recuperar el agua, permitir una mejor regulación, minimizar las pérdidas y evitar inundaciones.

Jacuzzi elevado

El jacuzzi elevado es una instalación móvil que, cuando se vacía, puede desplazarse. El jacuzzi elevado, que ofrece las mismas prestaciones de hidromasaje que el integrado, requiere una base estable y plana para su instalación, tanto en el interior como en el exterior. Se distinguen dos tipos de jacuzzis elevados.

Jacuzzi de casco rígido

Jacuzzi de casco rígido

El jacuzzi rígido presenta una cubeta hecha de material acrílico y un revestimiento de material compuesto o maderaLa ergonomía de su cubeta está mejor diseñada, al igual que las boquillas de hidromasaje. Es pesado y es preferible instalarlo en una ubicación fija.

Jacuzzi inflable
Jacuzzi inflable

El jacuzzi inflable está hecho de PVC laminado y constituye una alternativa real a los jacuzzis rígidos integrados, más caros.

Al drenarse el jacuzzi inflable, puede desplazarse fácilmente, ya que pesa muy poco.

Los jacuzzis inflables son de menor volumen y muy ligeros cuando están vacíos.

Jacuzzi de natación

El jacuzzi de natación se diferencia de los demás en que permite nadar a contracorriente. Es más grande que los jacuzzis destinados a la relajación y se ofrece en formato semienterrado.

Peso del jacuzzi: un jacuzzi rígido elevado con capacidad para 5 personas puede pesar fácilmente 250 kg vacío y contener un volumen de agua de 1200 l. El peso de un jacuzzi inflable depende del volumen de agua, puesto que vacío es muy ligero.

Cómo funciona un jacuzzi

Cómo funciona un jacuzzi

Un jacuzzi es una cubeta de agua caliente que contiene boquillas de hidromasaje. El agua se filtra continuamente, se mantiene a la temperatura elegida y se presuriza mediante boquillas para masajearte. Para disfrutar de este bienestar, tienes varias tecnologías a tu servicio:

  • un calentador que caldea y mantiene el agua a una temperatura ajustable entre 25 y 40 °C. Su potencia se expresa en vatios y es proporcional al volumen de agua que hay que calentar.
  • una bomba de filtrado permite aspirar y reinyectar el agua en la cubeta. Se compone de un prefiltro, un cuerpo de bomba y un motor.
  • los filtros, en forma de cartuchos integrados en el circuito de la bomba, permiten reinyectar agua limpia. Los modelos más grandes tienen un filtro de arena.
  • un skimmer limpia la superficie del agua, donde se concentran cabellos y otros contaminantes.
  • una bomba de masaje, también llamada booster, envía el agua a los chorros.
  • una bomba de burbujas, también llamada soplador o blower, produce microburbujas de aire en la cubeta. Es recomendable integrar un sistema de calefacción de aire para que las burbujas no enfríen el agua.
  • boquillas de hidromasaje por presión y chorros distintos para ofrecer masajes de diferentes calidades.
  • un sistema de programación para elegir la temporización de las secuencias y las terapias.

Según el tamaño de tu jacuzzi, es decir, según el volumen de agua que haya que procesar, puedes añadir una segunda bomba de filtrado. El número de boquillas de hidromasaje y sopladores es variable y depende del jacuzzi.

Qué tecnología de tratamiento elegir para un jacuzzi

Los jacuzzis incorporan dos tipos principales de tecnologías: la tecnología de chorros de agua (hidrojets) y la tecnología de burbujas.

Tecnología de chorros de agua con fines terapéuticos
Tecnología de chorros de agua con fines terapéuticos

Es posible orientar los chorros para que actúen sobre una zona específica (caderas, hombros, lumbares, etc.). Esta tecnología es similar a la que se utiliza en los centros de hidromasaje.

Tecnología de burbujas para la relajación

Tecnología de burbujas para la relajación
A diferencia de la tecnología de chorros, la tecnología de burbujas no permite configurar una dirección específica. Ofrece una acción global con una finalidad más relajante que un hidromasaje auténtico.

Elegir el tamaño en función del número de usuarios

Tamaño del jacuzzi en función del número de usuarios

Jacuzzis inflables de 2 plazas: perfectos para personas que viven solas o en pareja. Ocupan poco espacio y se pueden colocar en una terraza (lados o diámetro de unos 120 cm). Pero ¡ten cuidado con el peso! No te arriesgues a provocar un accidente o crear un grave incidente en tu comunidad de vecinos. Asegúrate de que la solera sobre la que vas al colocar tu  jacuzzi lleno de agua sea lo suficientemente resistente.

Jacuzzis de 4 plazas: son ideales para parejas que quieren estar más cómodas en su jacuzzi o familias con 1 niño (lados o diámetro de unos 140 cm).

Jacuzzis de 6 plazas: la solución ideal para una familia con niños o para invitar a tus amigos a relajarse. Requiere un espacio algo mayor, tanto en el exterior como en el interior (lados o diámetro de unos 160 cm).

Jacuzzis de 8 a 10 plazas: estos modelos son especialmente adecuados para familias numerosas (lados o diámetro de unos 200 cm).

Tratamientos terapéuticos que añaden confort al hidromasaje

 Cromoterapia
Cromoterapia

La cromaterapia es un tratamiento no convencional que utiliza la luz para ofrecer bienestar y relajación. Distintos LED de colores relajantes o energizantes iluminan el agua del jacuzzi:

  • el amarillo es estimulante.
  • el rojo es energizante.
  • el naranja es vigorizante.
  • el azul y el verde son calmantes.

Aromaterapia
Aromaterapia

La aromaterapia es un tratamiento alternativo que se basa en la difusión de extractos de plantas medicinales para relajar y aliviar el estrés. Ofrece distintas posibilidades según las plantas utilizadas:

  • la menta piperita mejora la concentración.
  • la lavanda calma, etc.

Musicoterapia

La musicoterapia consiste en reproducir música relajante durante las sesiones. Elígela a tu gusto, déjate mecer por la música clásica, los sonidos del bosque, etc.

Hidroterapia
Hidroterapia

La hidroterapia es el masaje que te ofrece el jacuzzi a través de sus boquillas de hidromasajePor esta razón, es necesario prestar atención a la colocación de los chorros y la ergonomía de la cubeta.

Principales accesorios que mejoran la funcionalidad

Tu jacuzzi puede incluir diferentes accesorios. Algunos son esenciales para mejorar la comodidad del jacuzzi, otros son prácticos y facilitan el uso. Según los modelos de jacuzzi, se les puede añadir:

  • una funda isotérmica o una lona protectora para los modelos de jacuzzi inflables, imprescindibles para reducir la factura de la luz.
  • almohadas, para relajarte aún más y cuidar las cervicales.
  • un pasamanos para entrar y salir más fácilmente del jacuzzi.
  • peldaños de acceso para evitar tener que dar zancadas peligrosas.
  • repisas para poner un vaso o dos.

Cómo tratar el agua de un jacuzzi

Mantenimiento periódico: agua de calidad
Cómo tratar el agua de un jacuzzi

  1. La calidad del agua del jacuzzi debe comprobarse y analizarse una vez por semana con un medidor de pH. Idealmente, el agua debe estar entre 7 y 7,4. Si la medición no es conforme, debes reequilibrarla con un incrementador o reductor de pH. También hay que controlar los niveles de alcalinidad (TAC: Título alcalimétrico completo) y de dureza del calcio (TH: Título hidrométrico). TAC ideal: 15 °f; TH entre 10 y 20 °F.
  2. Para efectuar una desinfección de choque, utiliza oxígeno activo o bromo. No debe utilizarse cloro, que pierde algunas de sus propiedades intrínsecas a altas temperaturas.
  3. Añade u producto antical al llenar el jacuzzi, salvo si vives en una zona de agua blanda.
  4. Limpia el skimmer, el cartucho de filtrado y el casco con una esponja y un producto no abrasivo.
  5. Un jacuzzi debe drenarse una vez cada dos meses.
  6. A los jacuzzis integrados de mayor tamaño (5/6 personas) se les pueden añadir clarificadores (prohibido floculante) y un antialgas (no espumante).

Caso especial: qué hacer si se enturbia el agua

Tienes dos opciones.

  1. Si el agua tiene ya varias semanas de uso, vacía el jacuzzi. Este método es sencillo, radical y evita tener que aplicar productos para tratar el agua. A continuación, aumenta el ciclo de filtrado.
  2. Si acabas de cambiar el agua del jacuzzi, procede a una desinfección de choque. Para ello, analiza el agua (pH, TAC y TH y reequilíbrala si es necesario), efectúa un tratamiento de choque con bromo u oxígeno activo y añade un clarificador. También puedes aumentar la frecuencia de filtrado.

 

Desinfección con ozono

El ozonizador puede tratar el agua del jacuzzi de forma natural, con ozono; este proceso reduce el riesgo de alergias. Esta tecnología, disponible en algunos jacuzzis, consiste en una mezcla de aire/ozono integrada en el circuito del sistema de aire.

Recomendaciones de elección

Recomendaciones de elección

El tipo de jacuzzi que elijas dependerá directamente de tu presupuesto y tus requisitos en cuanto a comodidad. En resumen, puedes elegir entre un jacuzzi inflable económico y un jacuzzi fijo más caro, que requiere una instalación permanente.

El presupuesto anual de mantenimiento de un jacuzzi oscila entre 200 y 250 euros (compra de productos de mantenimiento, etc.).

En términos de calidad y accesorios, es necesario valorar la calidad de la cubeta del jacuzzi, el aislamiento y la instalación de los chorros.

Una funda isotérmica es esencial para reducir el consumo eléctrico.

Un jacuzzi al aire libre debe cubrirse cuando no se usa, especialmente si no está resguardado y el entorno está expuesto a contaminantes (vegetación, insectos, etc.).

¡Un sistema de calefacción del aire es primordial para disfrutar de burbujas calientes!

Fíjate también en el número de chorros y, sobre todo, elige debidamente la ergonomía de la cubeta, ya que en ella es donde recibirás el masaje.

Por lo que respecta al consumo, ten en cuenta que cuanta más agua y más boquillas de hidromasaje haya, más energía consumirá tu jacuzzi, pero bueno, ¡un jacuzzi no se compra para ahorrar, sino para disfrutarlo!

¿Crees que esta ficha consejo ha sido útil? Si
0 me gusta
Ficha escrita por:

Sebastián, Manitas autodidacta 198 fichas consejo écrits

Sebastián, Manitas autodidacta
Mi lema es: aprender es mejor que pedir. Y...¿cuál es la recompensa final? Pues, una cerveza bien fresquita. 
La curiosidad por las cosas me ha hecho pasar muchas horas haciendo bricolaje, arreglando cosas por casa, construyendo muebles...espero poder ayudaros después de todo lo aprendido.

Productos relacionados con esta ficha consejo

íConéctate para poder responder!

Los manitas hablan