Cómo elegir microcemento decorativo

Cómo elegir microcemento decorativo
¿De qué te hablamos en esta ficha?
Ficha escrita por:
Ana, Pintora

Ana, Pintora

29 fichas consejo
Los cementos decorativos van viento en popa. También llamados cementos pulidos, han sido creados especialmente para su aplicación en capas poco gruesas y con fines exclusivamente decorativos, en respuesta a las limitaciones de una renovación. Cemento pulido, veteado, hormigón impreso... Aquí tienes toda la información.

Características importantes

  • Pulido
  • Suavidad
  • Mármol
  • Impreso
  • Sellado
  • Proyectado

Qué es el cemento pulido


Cemento pulidoEl cemento pulido es una mezcla de mortero fino a base de cemento.

Se trata de una familia de productos destinados a un uso decorativo con una aplicación en capas finas (pocos milímetros) que permite recubrir todo tipo de soportes, interiores o exteriores, tanto verticales como horizontales.

El cemento pulido, microcemento, coloreado o para rematarlo, una cera de acabado, el cemento pulido se presenta en múltiples productos para adaptarse mejor a su soporte y uso (mobiliario, suelos, baldosas, encimeras, aparadores, etc.).

Cuáles son los diferentes tipos de cementos pulidos

El mercado del cemento pulido está en plena expansión. Práctico y fácil de utilizar, se trata de un material muy versátil.

Microcemento pulido


Plato de ducha

Es el más conocido de todos. Se trata de un mortero fino que se aplica generalmente en dos capas finas (alrededor de 1 mm), con la ayuda de una alisadora manual, sobre todo tipo de superficies. Resistente y fácil de utilizar, se emplea tanto en interiores (baños, cocinas, muebles) como en exteriores (acompañado con una cera de acabado exterior especial) y en soportes horizontales o verticales.

Cemento pulido

Diseñado exclusivamente para aplicación en interiores y en un plano horizontal, este mortero autoalisante y autonivelante se aplica sobre un soporte previamente preparado, en una capa de unos 5 mm de grosor.  

Presenta multitud de tonos y su aplicación exige cierta experiencia (ejecución sin grumos, sin burbujas, regular y en una sola pasada).

Cemento veteado


Cemento veteado

Se presenta como un tinte o colorante y permite dar color a soportes porosos (capas de hormigón o cemento, nivelaciones, etc.) únicamente en aplicación horizontal. Se utiliza tanto en interiores como en exteriores y los efectos veteados son muy diferentes según el método de aplicación escogido.

Hormigón impreso


Hormigón impreso

Generalmente utilizada en exteriores, esta técnica que emplea hormigón fresco consiste en aplicar impresiones (con una placa que imita una estampación: madera, adoquines, piedras, pavimento, etc.) para crear un motivo. Se lleva a cabo con la ayuda de una hormigonera o de una mezcladora. Puede ser de colores (endurecedor con pigmentos de coloreado) y combinarse con un barniz de acabado especial para exteriores.

Hormigón en relieve


Molde hormigón

Ideal para principiantes, el hormigón en relieve permite crear motivos de una manera sencilla y poco costosa gracias a la utilización de una plantilla gigante, llamada molde, sobre hormigón fresco en un pavimento existente.

Hormigón proyectado

Como su nombre indica, el hormigón es proyectado en capas finas, con la ayuda de una pistola específica, para crear un efecto decorativo. Se utiliza exclusivamente en exteriores y en posición horizontal (para cubrir una solera de hormigón). También se puede usar con troqueles para crear otros efectos.

Qué accesorios utilizar para la aplicación del cemento pulido

He aquí un pequeño resumen de todo lo que necesitarás para aplicar tu cemento decorativo.

Alisadora grande


Distribuidor de hormigón

La alisadora grande de magnesio o aluminio permite alisar las soleras de microcemento antes de aplicar el endurecedor del color elegido. Muy ligera, está realizada con una aleación extruida de primera calidad que permite abrir la porosidad del cemento u hormigón. El alisado con esta herramienta favorece el ascenso del agua hacia la superficie.La alisadora grande de acero se utiliza para alisar las placas de hormigón sobre las que se va a colocar un hormigón decorativo. Se puede utilizar para alisar la superficie después de la aplicación de endurecedores de color o para alisar el cemento u hormigón antes y después de la aplicación de las matrices.

Estas dos alisadoras cuentan con una sujeción giratoria que permite, con un simple cuarto de giro de muñeca, inclinar la hoja hacia delante o hacia atrás. Un manejo muy sencillo (tirando hacia ti o empujando la alisadora) que evita dejar marcas en la superficie del hormigón. También es posible incorporar mangos (diversos formatos) para trabajar a una distancia de 5,40 m.

Alisadoras, rodillos, compactador y brochas


Mezclador cemento
  • La llana de magneso manual se utiliza para bordes y acabados, complementando a la alisadora de magnesio grande;
  • la llana para terminación (larga y delgada con el extremo en punta) permite alisar la superficie del producto con precisión;
  • la llana manual de acero permite alisar el hormigón antes y después de la colocación de las matrices y alisar la superficie tras la aplicación de los agentes endurecedores de colores, y se utiliza como complemento de la llana grande de acero para los bordes y los acabados;
  • el compactador de hormigón es una herramienta que facilita el trabajo de las impresiones cuando el hormigón comienza a fraguarse;
  • la llana para bordes permite redondear adecuadamente los bordes en ángulo;
  • el rodillo anti burbujas evita la aparición de burbujas tras la aplicación;
  • el rodillo para barnizar sirve para aplicar el barniz de acabado;
  • los zapatos con clavos permiten desplazarse fácilmente durante la aplicación del revestimiento en los suelos;
  • una cubeta de mezcla sirve para mezclar y verter rápidamente el producto en el soporte;
  • una regla de nivelación te ayudará a determinar fácilmente y con precisión el grosor del producto que vas aplicar;
  • una mezcladora utilizada junto a un taladro permite preparar y homogeneizar el revestimiento;
  • un vaso dosificador garantiza la proporción de la mezcla;
  • una llana de acero inoxidable y una paleta de esquina sirven para aplicar correctamente el hormigón pulido;
  • una brocha resulta útil para aplicar la imprimación (capa de fondo de adherencia);
  • un rodillo para barniz se utiliza para aplicar el barniz de acabado;
  • una esponja especial te permite alisar más fácilmente el hormigón;
  • un molde de estampación, en el caso de la aplicación de hormigón impreso, se utiliza sobre el hormigón fresco para crear un motivo en relieve. Generalmente se venden por unidades y presentan distintas formas para crear motivos muy variados (canto, emparrillado, planchas, formas con textura, geométrico, etc.);
  • una máquina alisadora o pulidora profesional, con discos de diamante o resinas hasta alcanzar el brillo deseado.

Qué precauciones adoptar antes de aplicar un hormigón pulido


Absorbe manchasLos hormigones pulidos necesitan obligatoriamente un soporte sano (esto es, en buen estado), sin fisuras o grietas y bien sellado.

Antes de lanzarte a la tarea, te recomendamos:

  • Limpiar adecuadamente la superficie, aplica un decapante o un desengrasante si es necesario;
  • aplicar una imprimación, se trata de una capa de fondo específica que permite un mejor agarre del hormigón pulido al soporte. Mejora la calidad del trabajo, refuerza el soporte, alarga el tiempo de aplicación y evita la aparición de burbujas de aire en la superficie. Se presenta en dos variedades: para soportes porosos, denominados poro abierto (yeso, hormigón, revestimientos, placas de hormigón, etc.) y para soportes no porosos, llamados poro cerrado (baldosas, pintura, madera, metal, cerámica, etc.). 

Imprimación para adherencia


Imprimación para adherencia

La imprimación del soporte tiene otra función esencial: permite eliminar la porosidad del mortero para posibilitar que el producto de acabado permanezca en la superficie del revestimiento y que no penetre. Una primera capa sirve para saturar el soporte, mientras que la segunda proporciona uniformidad. Sobre mármol, cerámica o terrazo será una imprimación epoxi..

Para el acabado, aplica un barniz o resina adaptado a la naturaleza de tu soporte (por ejemplo, impermeabilizador para un cuarto de baño; hidrófugo para una cocina, etc.), de manera que proteja eficazmente el revestimiento contra el desgaste y la abrasión, y para facilitar su mantenimiento. Lo idóneo son dos capas aplicadas con una separación de 10 horas.

Consejo de mantenimiento

Si tu revestimiento se mancha (café, vino, etc.), no pasa nada. Agua tibia, una esponja, un poco de jabón neutro y todo solucionado.

Si te enfrentas a una mancha verdaderamente rebelde, desgástala ligeramente con un papel de lija fino.

Saber más sobre trabajos en suelos

Cómo elegir una hormigonera

Cómo elegir un mezclador

Cómo elegir revestimientos para suelo

Cómo elegir un revestimiento de suelo para exterior

Cómo elegir una pulidora

Ficha escrita por:

Ana, Pintora 29 fichas consejo écrits

Ana, Pintora
Autodidacta y apasionada del bricolaje y la decoración, me encantan las antigüedades, restaurar muebles, y crear otros  diferentes y originales. Después de restaurar por completo la casa de mi hermana,¡me gustaría compartir mi experiencia con todos vosotros!

Productos relacionados con esta ficha consejo